Criar a un niño o a una niña no es una tarea fácil. Nos enfrenta con conflictos. Nos hace perder la paciencia. Nos cansa. Pero es una de las tareas más importantes que tenemos las personas adultas. La crianza de los hijos tiene un enorme impacto: en ellos y en la sociedad en general.

Completá tus datos para conocer más sobre la crianza respetuosa. Tus datos también serán utilizados para futuras comunicaciones:


Criar es cuidar y proteger. Niños y niñas necesitan sentirse queridos.

Hablar de crianza afectiva y crianza respetuosa es un modo de reparar tantos años de malos tratos. Los niños dependen de nuestros cuidados y de que cumplamos nuestro rol como personas adultas a cargo. Pero también merecen respeto. El respeto entre el niño y el adulto no puede faltar.

¿Alguna vez pensaste que a los chicos les hablamos de formas que nunca usaríamos con un adulto? Es hora de cambiar estas formas y creer que una crianza positiva y pacífica es posible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.